Venezuela exportó en un mes 18 casos de sarampión a países fronterizos

El cuarto caso confirmado por el Instituto Nacional de Salud de Colombia se trata de un bebé de nacionalidad venezolana de doce meses de nacido, que llegó desde Maracaibo, estado Zulia. Fue notificado en la ciudad de Arjona en el departamento de Bolívar

Venezuela acumuló 159 casos de sarampión en los dos primeros meses del año | Foto: Referencial
Caracas.- El Instituto Nacional de Salud de Colombia informó el pasado miércoles, 28 de marzo, sobre la confirmación de un cuarto caso de sarampión importado desde Venezuela. Con este nuevo afectado, el país suma 18 casos con la enfermedad exportados hacia países fronterizos desde el pasado 15 de febrero.
El último caso de sarampión importado a Colombia se trata de un bebé de doce meses que llegó desde Maracaibo en el estado Zulia de Venezuela a la ciudad de Arjona en el departamento de Bolívar de Colombia.
La semana pasada, las autoridades de salud de Zulia descartaron la presencia de casos con la enfermedad en los hospitales de la entidad, al determinar que dos casos que presentaron síntomas probables de sarampión no contrajeron el virus. Aunque la Organización Panamericana de la Salud (OPS), en sus dos últimas alertas epidemiológicas, resaltó que en Zulia se confirmaron casos con la infección viral.
Desde la semana epidemiológica número 11 de 2018, el Ministerio de Salud de Colombia ha informado sobre la presencia de casos de sarampión importados de Venezuela. Las autoridades confirmaron que tres niños venezolanos se les diagnosticó la enfermedad en Villa de Rosario (Norte de Santander), Medellín (Antioquia) y Santa Rosa de Cabal (Risaralda).
La OPS también confirmó el aumento de venezolanos con sarampión. En su última alerta epidemiológica, publicada el 16 de marzo, la instancia indicó que el Ministerio de Salud Pública de Brasil notificó 14 casos confirmados con la enfermedad, cuyas edades oscilaban entre 9 meses a 19 años, entre febrero y marzo de 2018. Todos los pacientes, de nacionalidad venezolana, no habían sido vacunados contra el virus. El primer caso, reportado el 15 de febrero, era una niña de un año que llegó con su madre desde Venezuela a un refugio de inmigrantes en Boa Vista en el estado de Roraima de Brasil.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró al continente americano libre de sarampión y rubéola en 2016. Un año después, los países comenzaron a reportar nuevos casos con la enfermedad. En los primeros tres meses de 2018, la OPS informó que nueve naciones de la región tienen casos confirmados con el enfermedad. Venezuela concentró 80% del total de 199 casos confirmados.
Estimaciones de la Sociedad Venezolana de Salud Pública y Red Defendamos la Epidemiología Nacional, basadas en los datos recientes de la OPS, indican que Venezuela acumuló 2.819 casos sospechosos con sarampión desde que reapareció la epidemia en julio de 2017 a febrero de 2018. De ese total, la OPS resaltó que 886 casos fueron confirmados con la enfermedad (727 en 2017 y 159 en 2018) en ocho estados y el Distrito Capital. La instancia registró dos fallecidos por sarampión, aunque reportes extraoficiales precisan que han muerto 20 pacientes en tres entidades del país (Bolívar, Delta Amacuro, Distrito Capital).
Médicos y especialistas atribuyen la reemergencia del sarampión en el país al incumplimiento de las coberturas de vacunación. La OPS señaló que la inmunización en 2017 no alcanzó una cobertura superior de 90% y, en sus boletines recientes, resaltó que los casos confirmados con la enfermedad notificados eran, en su mayoría, menores de 5 años y niños entre 6 y 15 años que debían estar protegidos con vacunas.
Los médicos que conforman la Asociación Venezolana por Salud denunciaron que actualmente el Ministerio de Salud no ha dotado a los distritos sanitarios, ambulatorios ni hospitales del país con suficientes vacunas para proteger a la población contra sarampiónrubéola y parotiditis (paperas). En un comunicado, la Sociedad Venezolana de Infectología denunció que actualmente la cobertura en la aplicación de la primera dosis de triple viral en niños es “inaceptablemente baja”, mientras que la segunda dosis ha sido “marcadamente insuficiente”.

Ante el resurgimiento del brote epidémico de sarampión, el Ministerio de Salud, con apoyo técnico de la OPS, implementó e intensificó en noviembre del año pasado un plan de respuesta rápida nacional para frenar el avance de la enfermedad y bajar la incidencia de casos antes del mes de julio de 2018, cuando se cumple el primer año de su reaparición. Sin embargo, después la propagación del virus hacia la región oriental y central de Venezuela, los especialistas aseguran que la estrategia no ha dado resultado.

Powered by WPeMatico

AdSense