Puerto Cabello celebró su bendición del mar número 156

La historia refiere que durante 156 años se ha practicado la bendición del mar en la ciudad. Tuvo su origen cuando los feligreses, posterior a la vigilia pascual, acudían a orillas de Playa Blanca a efectuar una misa con la finalidad de festejar la resurrección de Jesús

Foto: César Guilarte/ Ricardo Reyes/ Germán Flores/ Eduardo Goitía
Carabobo.- Puerto Cabello amanece muy temprano cada Domingo de Resurrección, cuando turistas acuden masivamente a participar de la Bendición del mar, una misa centenaria que se efectúa en el malecón de Puerto Cabello para celebrar la vida.
La historia refiere que durante 156 años se ha practicado esta ceremonia en la ciudad. Tuvo su origen cuando los feligreses, posterior a la vigilia pascual, acudían a orillas de playa Blanca a efectuar una misa con la finalidad de festejar la resurrección de Jesús. La ciudad ha cambiado desde entonces, pero la cita sigue siendo en el mismo lugar. Incluso algunos foráneos pernoctan en carpas para tener el mejor lugar y poder apreciar la eucaristía que se lleva a cabo en una gabarra frente al malecón de Puerto Cabello.

Fotos: César Guilarte/ Ricardo Reyes/ Germán Flores/ Eduardo Goitía
La eucaristía fue oficiada por monseñor Saúl Figueroa Albornoz, obispo de la Diócesis de Puerto Cabello, quien afirmó que la Semana Santa es un tiempo para recordar la pasión, muerte y resurrección del Señor.
Monseñor reiteró el llamado a la esperanza, pues de eso se trata la resurrección: hay vida después de la muerte. “Los seres humanos atravesamos momentos difíciles, momentos que nos angustian y que nos llevan a la desesperación, pero quiero decirles que con esta realidad de la resurrección no caemos en la desesperación. El cristiano vive de la esperanza y no de la desesperación”, expresó.
El obispo solicitó a la feligresía orar por la situación del país, por los políticos y gobernantes, pero también invitó a salir a tenderle la mano a los necesitadosen este momento en el que Venezuela atraviesa una hora tan oscura.
También agradeció a todas aquellas personas e instituciones que hacen posible que a pesar de las dificultades la tradición siga vigente, como son las parroquias eclesiásticas, la Gobernación del estado Carabobo y la Alcaldía de Puerto Cabello, quienes se ocupan de gran parte de la logística del evento.

Foto: César Guilarte/ Ricardo Reyes/ Germán Flores/ Eduardo Goitía
El alcalde de la ciudad, Juan Carlos Betancourt, resaltó la importancia de esta tradición de la Iglesia católica e hizo un llamado a mantener la unidad y a que no muera la esperanza. “Ese es el camino para poder salir de las grandes dificultades. Hay mucha gente comprometida con la nación y su crecimiento”, señaló Betancourt.
Destacó además que con esta celebración eucarística, en la que participaron además autoridades civiles y militares del municipio, feligreses, deportistas y colectividad en general, se bendice no solo a Puerto Cabello, sino a todo el estado Carabobo, al país y a todos los venezolanos. “Esta misa hace aumentar el compromiso que ya tenemos con nuestra nación”, agregó.
El alcalde de Puerto Cabello aseguró que esta Semana Santa terminó con saldos positivos: “Muchos turistas vinieron a nuestro municipio a distraerse y a recrearse, lo cual nos alegra”.

Foto: César Guilarte/ Ricardo Reyes/ Germán Flores/ Eduardo Goitía
Indicó a quienes se disponen a regresar a sus hogares este domingo, que lo hagan con mucha responsabilidad: “Si van a conducir, por favor no ingieran licor. Cuiden a sus hijas e hijos y que reine la prudencia”.

Foto: César Guilarte/ Ricardo Reyes/ Germán Flores/ Eduardo Goitía

Powered by WPeMatico

AdSense